Albert y Àngels

La primera cita con Àngels fue muy cordial, duró toda la tarde. Aunque habíamos cerrado el contacto, la semana siguiente estuvimos hablando mucho y vimos claro que nos daríamos una segunda oportunidad.

Y este inicio de camino ha hecho nacer un gran rayo de atracción, de ilusión, porque nos hemos dado cuenta que nos gustamos, que somos capaces de darnos amor mutuo, de compartir y confrontar nuestras realidades, y de aceptar todo lo que aporta cada uno a la pareja.

Àngels es una mujer como pocas: sensible, luchadora a pesar de las dificultades que ha tenido en la vida, entregada a los hijos, afable y mucho más. Y es una mujer para ilusionarte de verdad, en todos los sentidos, discurso, contenido, atractiva y con presencia exquisita.

Puedo deciros que he sentido ese latido tan especial de la vida desde la primera llamada que nos hicimos. Hemos decidido comprometernos con Àngels, de forma espontánea y natural, iniciar el camino juntos sin apriorismos, sin condiciones. Estamos convencidos y tenemos ganas de construir un amor sin fecha de caducidad.

Ambos estamos muy agradecidos del trabajo que habéis hecho y que, a través vuestro, la vida nos haya confrontado. Ha sido un regalo de la vida.

Volver a Testimonios